Home » Perros » Adiestramiento » Consejos básicos de entrenamiento

Consejos básicos de entrenamiento


Comienza por entrenar a tu cachorro desde una edad temprana. Si bien se puede enseñar a un perro viejo, lo que se aprende temprano por lo general es aprendido más rápido y con más facilidad. Mas aún, cuanto más viejo sea el perro, es posible que haya que deshacer más malos hábitos aprendidos.

Castigos: jamás, bajo ningún aspecto o motivo, entrenando o fuera del entrenamiento, le impongas castigos físicos o psicológicos a tu perro. No lo golpees ni con tu mano ni con cualquier elemento (periódico, por ejemplo). Tu perro debe respetarte, no temerte! Si lo golpeas, estarás criando un perro temeroso de ti. No premies a tu perro por conductas indeseables: por ejemplo, no le des comida cuando te pide mientras tú estas comiendo, ni tampoco lo empujes (él pensará que estás jugando, o sea, una forma de premio). Tu perro no debe temerte, sino respetarte como su líder.

Premiar lo bueno, ignorar lo malo. Tu perro – y especialmente si es aún cachorro – no sabe muchas veces distinguir lo “bueno” de lo “malo”, como tú lo harías. Es muy fácil enseñarle. Si siempre lo regañas por lo que hace mal, él se sentirá frustrado, pues nunca te complace nada de lo que haga. En su lugar, prémialo por cualquier cosa que esté haciendo que a tí te parezca bien. Olvídate de las órdenes y los comandos. Si tú estas viendo la televisión y tu chuchín está sentado y tranquilo… “muy bien!” y dale una recompensa. Si nunca le prestas mayor atención, el se conformará con cualquier tipo de atención de tu parte, incluso la atención negativa, como lo son los regaños. Si está haciendo algo malo, dile “NO!” pero no digas su nombre cuando lo regañes. Cuando se detenga, felicítalo en el momento. No lo castigues ni lo aísles.

Entrena a tu perro suave y humanamente. Y siempre que sea posible, utiliza métodos positivos y motivacionales. Haz que las sesiones de entrenamiento sean entretenidas, para que todos puedan disfrutar del proceso de aprendizaje.

Recompensas: las recompensas deben ser eso: premios. Una croqueta no es un premio, sino su comida habitual. Ejemplos de recompensa son: salchichas, jamón, pollo cocido, queso, manzana, barritas de cereal, o cualquier otra cosa que el perro adore. Las recompensas deben ser fraccionadas en un tamaño pequeño, el equivalente a un chícharo. Lo importante es la cantidad de recompensas recibidas, no el tamaño de las mismas. Las felicitaciones, abrazos, y elogios, también son formas de recompensa, aunque éstas deben ser “aprendidas” por los perros (el apreciar el afecto del humano no es instintivo). Es bueno premiar con comida y elogiar / abrazar / etc. Otra forma más de recompensa son los juegos (dar el juguete favorito, por ejemplo)

Los perros aprenden rápido, pero fijan su aprendizaje a través de la repetición y la consistencia: haz siempre lo mismo, hazlo siempre igual.

No lo sobreprotejas ni premies el mal comportamiento. Si tu perro se asusta de algo, y tu lo levantas, y lo abrazas, y le dices con tu duce voz “bueno, chiquito, tranquilo…”, estarás premiando su miedo. Tu perro nunca tendrá la confianza necesaria en sí mismo. Igualmente, si haces callar a tu perro mientras le ladra a una persona o a otro perro con una actitud similar, tu perro está recibiendo el mensaje equivocado, ya que él siente que lo estás premiando por ser agresivo hacia la gente u otros perros.

Utiliza el nombre de tu perro en forma positiva, evitando utilizarlo junto con regaños, advertencias, y menos aún, castigos. Tu perro debería confiar que cuando se escucha su nombre, sólo pueden suceder cosas buenas. Su nombre debe siempre ser una palabra a la que él responda con entusiasmo, jamás con duda o con miedo.

Un perro es un perro. Trata y educa a tu chihuahueño o a tu schnauzer toy de la misma manera que lo harías si tuvieras un pastor alemán. Tienen la misma capacidad para aprender, y ciertamente merecen la oportunidad de ser educados apropiadamente.

Mens Sana In Corpore Sano. Cuida su salud. Cómprale alimentos de calidad. Llévalo periódicamente al veterinario, aunque no muestre signos de enfermedad. Practica la prevención. Respeta su calendario de vacunación. Llévalo a ejercitar todos los días, no sólo una vez a la semana. Ejercita tú con él. Cómprale y ármale juguetes que incentiven su imaginación, para que no convierta tus almohadones favoritos en sus juguetes favoritos.

Y sobre todo, considera que tu perro es un ser vivo que tiene sentimientos y te ama incondicionalmente. No traiciones su amor.

Adiéstralo formalmente. Busca una escuela para cachorros, o si tu perro ya no es cachorro, un entrenador. En ambos casos es fundamental que sólo utilicen métodos positivos de adiestramiento. También puedes entrenar tú mismo a tu perro, aprende cómo haciendo click aquí.

Autor: Fernando Borcel 

Related Posts
El Gran Danés
Autor: Fernando BorcelEl gran danés es un perro que quiere a las personas. Es un compañero sensible y afectuoso. Puede ser elegante y digno, y por momentos también juguetón y ...
READ MORE
Las mascotas pueden convivir perfectamente con las mujeres embarazadas y con los niños
Lamentablemente esta historia se repite constantemente, lo típico de que  "me embaracé y el doctor dijo que tengo que deshacerme de mis mascotas porque son un peligro". En la mayoría ...
READ MORE
Perro rascándose, producto de las picaduras de pulgas.
Ctenocephalides felis felis. En el hogar no es raro encontrarse con que los animales domésticos estén infestados por pulgas. Estas pulgas pueden producir y transmitir varias enfermedades tanto a las ...
READ MORE
Atención! Los perros hablan!
Con los ojos, con las orejas, con sus ladridos y hasta con sus silencios. Observar a un perro es darse cuenta de lo fácil que resulta entender qué pasa por ...
READ MORE
Si tu perro enloquece en cuanto te diriges a la cocina, enséñale qué comportamientos le darán premios, y cuáles no - sin importar cuánto insista -
Yo se lo lo que es intentar cocinar, o intentar comer algo, cuando tienes un perro constantemente hambriento. Mi Labradorus Famelicus, Pierce, se comporta como si no hubiera comido durante ...
READ MORE
Diez mandamientos para amos responsables
(Según lo siente el perro) Mi vida es de unos 10 a 15 años. Cualquier separación de tí será dolorosa. Dame el tiempo para entender lo que quieres de mí. Confía en mi. ...
READ MORE
Entrenamiento de cajón
Mediante la supervisión de nuestro cachorro, y con algo de esfuerzo de nuestra parte, lograremos que en poco tiempo aprenda dónde se supone que es el baño (¡y dónde no!). ...
READ MORE
Puedes adoptar un cachorro, o darle a un animal mayor una segunda chance.
Los refugios de animales son la mejor opción al buscar un animal de compañía. No solo por la enorme variedad de animales disponibles para adopción, sino que inclusive existen en ...
READ MORE
El lobo, antecesor del perro
El perro como individuoPara comprender adecuadamente el comportamiento del perro es imprescindible encontrar la respuesta a una pregunta que en principio parece muy simple, pero que en realidad no lo ...
READ MORE
Lenguaje corporal
Autor: Fernando BorcelEs importante comprender lo que los perros nos dicen con sus cuerpos, no sólo para entender a nuestro propio perro, sino también para predecir lo que están haciendo ...
READ MORE
El Gran Danés
Mujeres embarazadas, mascotas abandonadas
Las pulgas
Atención! Los perros hablan!
Modales en la cocina
Diez mandamientos para amos responsables
Entrenamiento de cajón
Adoptar un perro o un gato de refugio
El lobo, antecesor del perro
Lenguaje corporal


One Response to Consejos básicos de entrenamiento

  1. este adiestramiento es muy útil, lo estoy utilizando con mi perra Isis, una cachorra de Golden Retriever, y yo creo qe funcionara, seguire leeiendo 😀

    [ Joel Repiso Beneito, 12 Años, Barcelona ]

Deja un comentario